miércoles, 11 de marzo de 2009

Cosas pendientes

Llevo una temporadina en bajo nivel de todo, desde hacer lo más mínimo a blogar y precisamente de eso va esta entrada: de cosas pendientes en este blog. Tengo montones de comentarios sin responder y mil cosas a medias...

Tengo dos premios que Axa me dio. Uno de ellos antes de las navidades ya, y el otro hace menos tiempo:

Y que yo le paso de nuevo a Axa, y a Crazycow, a ver si se anima a escribir más ;-)

Respecto a lo de los memes, como que me gusta "infringir las normas". Tengo también de Axa un concurso en un paquete sorpresa que me da un miedo tremendo y que también me llegó vía Cheche y que voy a dejar apartado.
Y luego está uno muy interesante sobre cosas que te ponen de mala leche. Aquí van las mías:
  • Me cabrea muchísimo la política en general y los políticos en particular. Son la cosa más rastreara y falsa que pisa la tierra.
  • Me cabrea mucho el típico tocacojones que no entra en la fila donde tiene el asiento del cine y se dedica a darte pataditas en la espalda toda la película. No es la primera vez que me levanto a media peli a increpar a alguien que tengo detrás porque mira que no hay espacio suficiente...
  • Me toca mucho las pelotas contarle a alguien que te pasa algo y que te responda con un "a mi también, pero peor"...
  • Me cabrean mucho las visitas a la hora de las comidas, que me llamen por teléfono sudamericanos preguntando por el señor de la casa y el spam telefónico en general... Si sois machistas en casa no lo generalicéis, en mi casa mando yo tanto como el "macho" y si hubiera querido cambiar de compañía telefónica a lo mejor os hubiera llamado, pero a la séptima vez que os digo que "No quiero cambiar" querrá decir que a la próxima aunque no sea culpa vuestra, os voy a mandar a tomar vientos de muy malas maneras...
  • Me pudre el alma cosas como el "tengo una pregunta para usted" y la chica "disminuida psíquica" pidiendo un curro. Me apuesto lo que sea a que la "nota de color" fue introducida a drede porque queda de puta madre ver lo buenos que somos con las minorías...
  • Y por último no puedo soportar que un conocido de esos de pocas ocasiones llegue un día y te diga "quiero ser tu amigo/a". Esto es de lo peor: las amistades surgen por si solas. Si quieres ser amigo de alguien, claramente sólo puede ser por interés y las verdaderas amistades sólo se reconocen cuando hay problemas: son las únicas que no salen corriendo.
Ay, se me olvidaba: el feminismo. Eso sí que es algo trasnochado hasta decir basta. Soy mujer, quiero los mismos derechos, las mismas responsabilidades, pero opino que el simple hecho de querer destacar algo es hacerlo diferente y ahondar en las diferencias hasta lo imposible o ridículo ya es hacer el gilipollas. Otro nombre no tiene, bueno sí: dar el coñazo.

Y yo le pregunto a Crazycow y a Cheche, ¿a vosotras qué os pone de mala leche?

Etiquetas:

3 Comments:

Blogger CHECHE said...

Hiro,pues casi lo mismo que a tí.
Perooooo lo de la amistad es lo que me pone enferma,eso de que por narices tengas que ser amiga de alguién que te importa un rábano.
Que porqué no te vienes a tomar café conmigo, qué porqué no quedamos para ir al cine ¿que,que, qué?. Mis amigos los elijo yo,no me tienen que atosigar,que si fulanita es majísima,que si su marido es no sé qué,que menganita tiene un gusto para la ropa,etc . Hiro saca tis propias conclusiones.

11 de marzo de 2009, 17:35  
Blogger mc said...

jor te contesto en otro momento porque el cabreo que tengo encima en estos momentos no me permitiría escribir con claridad

11 de marzo de 2009, 21:20  
Anonymous velice said...

Pues yo no soporto a los médicos incompetentes. Seguro que me entiendes... O a la gente que trabaja de cara al público y no sabe mantener las formas. Que hubiesen elegido otro trabajo si pagan sus malos días con la gente.

12 de marzo de 2009, 7:49  

Publicar un comentario

<< Home