sábado, 23 de abril de 2011

De procesiones y via crucis

No puedo más, lo de la religión me mata y puede que esta entrada hiera sensibilidades pero es que últimamente mi sensibilidad no sé dónde anda...

No sé si fue ayer, salían montones de gente llorando por no poder sacar su paso religioso favorito -uno de tantos- en procesión a causa de la lluvia. Y yo aquí, con unas ganas de llorar todos los días que no veo.

Se me ocurren varias cosas al respecto. La primera es que hay que ser gilipollas: todo el año esperando para cargar con una tonelada al hombro, incluso pagando millonadas para reservarse un puesto en los bajos del paso... Luego están los que se fustigan públicamente y los que caminan de rodillas distancias que no caminarían ni de pies, todo ello por promesas, fidelidades o supuestas creencias.

Lo de los encapuchados ya es harina de otro costal: van disfrazados de fustigadores acompañando a los que se flagelan o cargan con los pasos. Es una cosa curiosa: a priori los ves y para alguien que no sea de la zona, lo primero que debe de pensar debe ser algo tipo:

¡Coño! ¡El Ku Klux Klan español!



Y siempre está quien los corregirá con un:

"Nooo: son nazarenos"

Pero pensándolo fríamente son una especie de KKK pero lo tienen mejor montado. Por poner algunos ejemplos:
  • Los americanos llevaban cruces. Los españoles acompañan a otros que son quienes las llevan.
  • Los americanos parece que desataban su estupidez contra personas con otro color de piel que normalmente sufría consecuencias graves para su salud. Los españoles simplemente acompañan orgullosos a personas de todos los colores que por propia voluntad sufrirán consecuencias graves para su salud, o al menos para su espalda...
  • Los americanos tienen una peli autopropagandística -"El nacimiento de una Nación"-. Los españoles realizan representaciones teatrales cada año y tienen más público, ya que se monta tal sarao entorno al hecho que hasta van cada vez más turistas a verlo y todo.


  • Los americanos hacían caer su ira sobre otros seres humanos. Los españoles, más chulos ellos, representan una y otra vez su intento de acabar con un presunto dios.

Conclusiones:

  • En la vida diaria, como en la semana santa, hay varios tipos de "asistentes": están los que llevan el paso sufriendo bajo su peso a las órdenes de otros, están los encapuchados que sin dar la cara acompañan a los que sufren, y están los que cantan a los cuatro vientos a grito pelado lo que los presuntos encapuchados primitivos le hicieron a las escenas que cargan los primeros.

Por ejemplo: yo tengo un via crucis cojonudo que hoy me ha hecho despertar a las 7 de la mañana con un ataque de ansiedad de tres pares de cojones. Me martiriza todos los días y cada vez que suena el timbre o el teléfono es "como si me clavaran un poquito más la corona de espinas". Luego están los que pican al timbre, osea los encapuchados, y por último los que cantan las loas al "cordero sacrificado" que vienen a ser como la Salsa Rosa de la zona -conocidos, que no amigos que se aburren de sus vidas y rajan de las ajenas-.

  • Seré idiota: ¡cómo puedo llorar todos los días pudiendo llorar sólo una vez al año!

Resumiendo: en la vida, no merece la pena esperar a la semana santa para ir de procesión o hacer un via crucis, más que nada porque cada uno tenemos nuestro via crucis particular que nos revienta bajo su peso diariamente, como para encima andar queriendo llevar al hombro el peso de un paso de semana santa.

Ala, a ver si aguanto los envites del estrés nazareno diario este que sufro y no me da un infarto antes de cumplir los 34....

Que ustedes disfruten del asesinato anual de sus ídolos. A este paso yo también me cargaré a alguien, pero de una vez nada más: procuraré hacerlo bien a la primera ;-)

Etiquetas: , ,

7 Comments:

Blogger RodPrjónar said...

¡Qué fuerte!
¿Estos tíos encapuchados se ven sólo en Asturias o en toda España?
Y yo que pensaba que los católicos latinoamericanos eran fanáticos... pero por lo que cuentas los españoles parece que ganan.

Los encapuchados dan miedete ¿eh?

23 de abril de 2011, 12:54  
Blogger Hiroshige said...

Rodrigo, estos los hay por toda España aunque en la zona sur es donde más se lleva todo el tema.

Dan miedete pero los precios de los disfraces y lo que se llega a pagar por cargar con los pasos... ¡¡dan mucho más!!

23 de abril de 2011, 14:50  
Blogger lola galindo said...

Yo hasta juraría que esa foto (la primera) es de mi ciudad, de Cartagena y que ese es el tercio del San Juan y el paso del fondo es el mismo santo en peana.
A mí lo que me toca las pelotas de la S.S. (semana santa, entiendame)es lo buenísima y arrepentidísima que suele estar la gente de sus pecados SOLO en estas fechas y en las navideñas. Yo,que fui criada en colegio de monjas y soy católica de nacimiento y atea de seguimiento con eso no puedo. Ahora, si te digo que las procesiones me gusta verlas y los piquetes militares me chiflan. Pero supongo que es más una cuestión cultural que de creencia en mi caso. Por cierto, mi marido le hace los capuces (los gorros de gnomo) a la sombrerería que los vende aquí en Cartagena y en más ciudades de España y, como siempre, la religión da muuuuuucho dinero.

24 de abril de 2011, 10:19  
Blogger RodPrjónar said...

En Islandia la semana santa se vive de una forma totalmente diferente. Primero, son feriados el jueves, viernes, luego por supuesto viene el fin de semana y terminan con el lunes feriado también (lo llaman día después de pascua). Al final son unas minivacaciones de cinco días en lo que la casi todo el mundo sale de la ciudad y se dedica básicamente a pasarlo bien y comer mucho chocolate!
Nada de lamentos, arrepentimientos ni gente en disfraces del terror!

Y Hiro! Ya queda menos!!

27 de abril de 2011, 23:53  
Blogger Pilar said...

Jajajaja, L dice exactamente lo mismo cada vez que ve a los nazarenos en la tele ¡Mira, el KKK!

28 de abril de 2011, 10:16  
Blogger CHECHE said...

Totalmente de acuerdo, yo pasooooo, y me j...e, verlos llorar por semenjante estupidez de no poder sacar el paso, este nuestro pais es alucinante, pero ya sabes "a dios rogando y con el mazo dando", ahí con el capirote, en la más absoluta impunidad irán maltratadores, violadores,vagos, pederastas y toda la patulea de gentuza que luego son autenticos bestias en la vida real.
Tambien gente normal que tiene sus creencias, su fe, y yo respeto pero no comparto.
No se si me expliqué bien Hiro, no tengo tu labia ni mucho menos tu preparación para explicarme mejor un besote, compartimos tantas cosas y no todas buenas, que lo siento por ti que eres tan joven,besos a tu madre y no os rindais por lo de la pensión.

1 de mayo de 2011, 23:02  
Anonymous Anónimo said...

Hola me llamo María, sale anónimo porque no tengo cuenta de google. He estado leyendo vuestros comentarios y me parecen bastante intolerantes entiendo que una persona no creyente no vea el sentido de meterse debajo de un paso o de salir como nazareno penitente acompañando a este. No es el de ser castigado o castigar quizás en el sXVIII lo fuera pero no hoy en día. La gente forma parte de las cofradías por amor a Dios, como una forma de mostrar respeto hacia Jesús que da la vida por la salvación de los hombres, entiendo que para un ateo esto es una soberana estupidez pero quiero que entendais que ell cristiano creo esto y que esta creencia es importante en su vida. Podeis no compartirla pero burlaros me parece sinceramente intolerante. Además los costaleros (o castigados segun vosotros) se ofrecen no solo voluntariamente y son cuidados para que el salir a procesionar no comprometa su salud, no cualquiera puede ser costalero y lo digo con conocimiento de causa. Y por último la comparación del nazareno con el KKK no solo ha estado fuera de lugar sino que además no tenía ningún sentido. Las túnicas de los nazarenos no están pensadas para asustar a nadie como si lo estaban las del KKK que eran blanca para asustar a una población negra superticiosa fingiendo ser fantasmas sino para preservar el anonimato del penitente ya que este sale en procesión como ya he dicho para acompañar el paso, rendir culto a Jesús y a la Virgen y dedicar un tiempo a la reflexión y rezo personal y no para que la gente vea lo buen cristiano que es por salir de penitente y todo ese royo, la procesión no es un acto social sino todo lo contrario algo que cada persona debe vivir de forma individual y esto sería mucho mas difícil si salieran con el rostro descubierto. Solo quería expresar mi opinión. Un saludo y tratan de ser respetuosos con la gente que no piensa como ustedes.

17 de abril de 2014, 1:38  

Publicar un comentario

<< Home